martes, febrero 27, 2007

Y UNO APRENDE....
Despùes de un tiempo,
uno aprende la sutil diferencia
entre sostener una mano
y encadenar un alma,
y uno aprende
que el amor no significa acostarse
y una compañìa no significa seguridad
y uno empieza a aprender...
Que los besos no son contratos
y los regalos no son promesas
y uno empieza a aceptar sus derrotas
con la cabeza alta y los ojos abiertos
y uno aprende a construir
todos sus caminos en el hoy,
porque el terreno de mañana
es demasiado inseguro para planes.....
y los futuros tienen una forma de
caerse por la mitad.
Y despùes de un tiempo
uno aprende que si es demasiado,
hasta el calorcito del sol quema.
Asì que uno planta su propio jardìn
y decora su propia alma,
en lugar de esperar a que alguien le traiga flores.
Y uno aprende que realmente puede aguantar,
que uno realmente es fuerte,
que uno realmente vale,
y uno aprende y aprende....
y con cada dìa uno aprende.

Jorge Luis Borges

35 comentarios:

Al dijo...

Bonito poema de Borges y bonita fotografía de esas dos sillas vacías que parecen esperarnos para sostener una larga conversacion.

lucca dijo...

un buen regalo para una mañana como la de hoy...gracias y besos

lucca dijo...

un buen regalo para una mañana como la de hoy...gracias y besos

fiorella dijo...

Al, si una buena y larga conversación nunca está de más, o también quedarse mirando en silencio,no?.Un beso

Lucca, gracias,beso y abrazo

Muxica dijo...

Conocía este texto, pero hoy fue como si lo leyera por primera vez..
Un abrazo

fiorella dijo...

Muxica, lo encontré entre otras cosas guardadas y me pasó lo mismo,un biquiño.

Sheba dijo...

Precioso texto, Fiorella.
Un@ aprende todos los días, ya decía Julio Cortázar que la realidad supera a la ficción.

fiorella dijo...

Sheba un gusto verte por acá!Si, la realidad la supera y con creces!Un beso.

bebita dijo...

Fiorella, este es el poema que leo cada vez que necesito replantearme algunas cosas y hoy, sorpresa, me lo encuentro aquí. Gracias!! Besitos!!

fiorella dijo...

Bebita,sincronìa,no?.Un beso

Princesa dijo...

Me hace gracia, porque no he leído nada nada de Borges. Es algo así como que le tengo manía. No sé por qué. Es algo instintivo.

Sin embargo, leyendo ese poema, como que me entran unas ganas increíbles de hacerlo.

Gracias por el poema, mi queridísima subdesarrollada.

Sigrid dijo...

¡¡ME PIDO UNA SILLA!! ja ja ja
Besaaazo.

fiorella dijo...

Princesa, lo de la manía suele pasar, pero vale la pena leerse algo de él, y si además te entran ganas que mejor?Querida superprimermundo.Un beso

fiorella dijo...

Sigrid, ya está!Una es tuya,un abrazoo!

Chica Simple dijo...

Me he colado en este blog saltando de uno a otro... y me he encontrado con una de mis "patadas" favoritas. No me gusta mucho Borge pero esa poesía en concreto riene algo de especial.

Saluditos

Muxica dijo...

Pues... Hoy lo releo otra vez,
Quería dejarte un abrazo.

fiorella dijo...

Chica Simple,colate cuando quieras estás en tu casa.Borges es como todo, puede gustarte,aburrirte,según como vaya uno a su encuentro.Abrazo

fiorella dijo...

Muxica, gracias me gustan tus abrazos!Otro para vos!

Princesa dijo...

que uno aprende que las cosas no

son uno más uno

porque cada suma da lugar a algo nuevo

porque cada vez que uno ve el dos más el dos,

la respuesta es otra

porque eso es lo bueno

aprender que las derrotas, los triunfos

son sorprendentes, únicos y diferentes

porque somos tanto, tanto, tanto

que somos imprevisibles

y ahí está nuestra grandeza

fiorella dijo...

Princesa: un abrazo, iluminada,jajaj.Un beso

Julio dijo...

Uno aprende con el tiempo y lo más divertido de todo esto es que a pesar de aprender tanto, siempre nos falta aprender mucho más ó que a pesar de que ya aprendimos algo, seguimos equivocándonos en lo mismo.

Así es esto de vivir.

Te mando un beso

fiorella dijo...

Julio, cuanto más aprendo me doy cuenta que queda mucho aún.Un abrazo

laura otermin dijo...

Fiore, salvando las distancias, me llevastes al querido Rancho de Aguas Dulces, las sillas, la tranquilidad, la charla infinita tratando de recomponer nuestras miserias. Y bueno, Borges, tan increíble como siempre. Un abrazo desde el escritorio del al lado.

Sigrid dijo...

"No es una lección"

¿Qué decirte a ti, mi niña,
todavía tan pequeña...?

Ahora que sé hacia donde me ha llevado
tanta historia, tanto sueño,
me niego a conducirte por el mismo
laberinto inacabable de mentiras
y falsas ilusiones.

Continuarás ilusionada cada noche
escuchándome bellos cuentos...
Sabiendo que son cuentos. Mas escucharás también
que las princesas no son todas tan bellas. Ni tan buenas.
que ni siquiera es lo importante,
ser princesa.

Y seguiré diciéndote que sí,
que el sol estará siempre, más quizás
un día alguna pena te lo apague,
y no aparecerá ante tu mirada
si no eres tu misma quien descorra
aquello que lo vela.
Cuando aquello que te ocurra no te guste,
te diré
que por desgracia ocurre a veces
-¡tantas veces!-
que no resulta la vida a nuestro gusto,
sino a uno más amargo, y que aún así,
hay que seguir.
¡Siempre hay que seguir!.

¿Por qué?

A eso no puedo contestarte,
yo misma no lo supe nunca.
Pero es una certeza que crece desde dentro.
Muy adentro.

No puedo decirte
que porque la vida es bella... ¿Lo es?.
Ni porque debamos asumir su parte amarga... ¿La hay?.

La vida.
La vida es...
La vida es, es, es...
¡Eterna búsqueda equivocada!
La vida NO ES: "nosotros somos".

En tu mano está, no fuera,
lo que un día la tuya pueda llegar a ser.

Yo sólo puedo decirte "así lo veo yo",
hay más maneras, muchos otros colores...
Y ser guía que te lleve
hacia nuestros caminos bifurcados.
Tú creces desde mí; nunca para mí.
¡Y ojala que siempre sea hacia adelante!.

No, no es ésto una lección.
No te sentaré en mi falda y te diré:
"Escucha..."
No:
la lección nos viene en cada día.
A ti, y a mí.
Para las dos.
Que si tu creces desde mí,
yo en ti crezco cada día.

¡Cuán bello... Cuán cierto, este poema de Borges!. No lo conocía.
Gracias Fioruchi, por dármelo a conocer... Y aprender.
Un beso.

Patricia dijo...

Maravillosa poesia y la foto que tambien es una poesia. Te felicito por la sensibilidad de cada pequeño gran poema que aparece compilado en este blog.

abrazo

Patricia

fiorella dijo...

Laura: uy el Rancho!Un lugar para volver,al que vuelvo yo tambièn muchas veces,aunque solo exista en nuestra memoria,no?.Un beso

fiorella dijo...

Sigrid:me encantò lo que escribiste:
"me niego a conducirte por el mismo
laberinto inacabable de mentiras
y falsas ilusiones", tener eso como certeza frente a lo que crece desde vos,como bien decìa, y no para vos, es un paso enorme.Un beso y un abrazo!!

fiorella dijo...

Patricia: me alegro de que te sientas bien en esta,mi casa virtual,ya sabès,mi casa es tu casa. Un beso!

lapachos en primavera dijo...

Este poema de Borges es un regalo, gracias por colgarlo ... si, amor es otra cosa, y a veces parece que siempre se nos está escapando, que, por suerte, es otra cosa...

fiorella dijo...

Lapachos,gracias por venir por mi casa y que te guste el regalo de Borges,que bien hace,no?.Un beso

Osselin dijo...

Parece mi biografía en un determinado lapso de tiempo (6 años)

fiorella dijo...

Osselin,la de muchos de nosotros seguramente.Beso

Maite dijo...

Uno aprende, sí, y por ello uno sabe... pero uno encaja? Uno se resigna...?

Besos fiorella.

fiorella dijo...

Maite, partiendo de uno, no siempre hay que encajar, ni hay que resignarse.Un beso

Candela Arias dijo...

El archivo de un mes. Hago ese recorrido de principio hasta aquí. Adoro esa imagen de la Catedral de Rodin. He sentido que anunciabas la primavera de tus sentidos. A veces desde la primavera de la vida, a veces desde tu madurez.

La historia del negro y la rubia la he vivido yo, aunque no así. Un día acompañé a un hombre negro por la calle. Fue curioso de experimentar desde el otro lado. Todos los ojos miran, todos los ojos no comprenden. Algunos acusa.

Un abrazo Fiorella